Empresaria Mexicana

Relación Padres-Profesores

Relación Padres-Profesores

Debe de existir una relación sana entre los padres y los profesores. En la relación debe de existir honestidad y mucha comunicación . ¿Como lograrlo?

Caminito de la escuela

Es común pensar que una vez que los niños están en la escuela, los profesores tienen absoluta responsabilidad con ellos. Que, nosotros los padres, llevamos a la escuela a los hijos para librarnos de ellos por unas horas. Y aunque hay padres que sí lo hacen, no todos compartimos esa situación. Es cierto que la escuela permite que los padres tengan más libertad de acción. Sobre todo para los que trabajamos. Imposible pensar que los niños se quedasen solos en casa mientras laboramos. Sin embargo, debemos de tener conciencia como padres. Los profesores se enfrentan a una tarea titánica. Grupos de al menos 20 niños con los que trabajan diariamente. Es una gran responsabilidad. Pero sobre todo, es un gran esfuerzo.

Apurandose a llegar

Lo ideal es que los padres monitoreen a sus hijos. No importa que estén en secundaria y atraviesen por la terrible adolescencia. Monitorear a los hijos nos permite anticiparnos ante situaciones que pueden ser problemáticas. Problemas como bajo aprovechamiento, malas notas o incluso el temible bulling. Un padre que está al pendiente de sus hijos es un eslabón más fuerte. Monitorear también le dice mucho a los profesores de nuestros hijos. Que somos unos padres en concordancia con el desarrollo de nuestros hijos. Que pueden contar con nosotros. Que nuestros hijos están protegidos por nosotros. En épocas tan complicadas como estas, los acosadores y abusivos buscan a la presa más fácil.

Con los libros bajo el brazo

Los padres no deberían de esperar a ser convocados a junta. Aunque es un tema complicado, nuevamente por el trabajo. Sin embargo se pueden planear las juntas y dar seguimiento en casa. Formar un equipo profesor-padres es la mejor recomendación. Así la tarea del profesor tendrá continuidad en casa. Y viceversa.

Resultados

Establecer el vínculo de comunicación con los profesores resultará muy provechoso. Permitirá generar un trabajo en equipo donde los beneficiarios serán nuestros hijos. El profesor sentirá la confianza de llamar a los padres para tratar temas relativos a sus hijos. Y todo esto desde una perspectiva de crecimiento. No dejemos a los profesores hacer solos su chamba. Nos tienen a nosotros.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.